“Los Amantes Pasajeros”: de nuevo, Almodóvar.

Por Andrea Zabalza

Afiche de la película “Los Amantes Pasajeros”

Y de nuevo Pedro Almodóvar (“Todo sobre mi madre” 1999, “Volver” 2006) vuelve a la gran pantalla para presentarnos lo mismo que hace cada 2 años cuando estrena una nueva película. “Los amantes pasajeros” no es la excepción que confirma la regla.

Pedro Almodóvar durante el rodaje de su última película

Antes de nada, quiero decir que soy de ese tipo de personas que cuando va al cine intenta sacar algo bueno, al menos una cosa, de las películas que ve. En esta ocasión he de decir que el director manchego me lo ha puesto complicado.

Cuando vi “La Mala Educación” (2004), creí que lo había visto todo, pero Almodóvar consiguió superarse con su siguiente película, protagonizada por la sobrevalorada Penélope Cruz, “Volver” (2006). En esta película no se puede salvar prácticamente nada. Bueno sí, la interpretación de Carmen Maura como madre de la ya mencionada Penélope. Tras “Volver”, tuve la esperanza de que no volvería a ver lo mismo, pero sí, llegaron “Los Abrazos Rotos” (2009) con un elenco sorprendente en una película de Almodóvar: Penélope Cruz, Blanca Portillo, Rossy de Palma (sí, lo habéis leído bien, Rossy de Palma), Carmen Machi o Lola Dueñas. Creo no las habíamos visto nunca en una película de Pedro Almodóvar… Y de su siguiente película, “La Piel que Habito” (2011), ya podía esperarme cualquier cosa, y así fue, esta película puede ser catalogada como “cualquier cosa“. Y por último, la película que nos interesa, su último FILM, como Pedro prefiere ahora, “Los Amantes Pasajeros” (2013).

Escena de la película en la que bailan “Im so excited”

Se trata de la vuelta del director a la comedia. Casi la totalidad de la trama transcurre en un avión de la compañía “Península” cuyas siglas son “PE” (vaya guiño a su querida musa) en un vuelo con destino México D.F en el que surge un problema del que los pasajeros no deberían enterarse. Para ello los azafatos (Javier Cámara, Raúl Arévalo y Carlos Areces), quienes no dejan de beber y drogarse en toda la película, realizan diferentes estratagemas para mantener al pasaje entretenido (supuestamente deberían mantener también entretenido al espectador, intento fallido) y para ello, entre otras cosas, les emborrachan e incluso realizan una coreografía de la canción “I’m so excited” de The Pointer Sisters, que es lo mejor de la película. Me refiero a la canción, no al baile, que deja mucho que desear en lo que a divertirnos se refiere.

Este es el “enrevesado” argumento en el que se basa la película, un argumento complejo, fino, elegante y sobretodo NUEVO (características que definen al 100% de las películas del director Manchego).

El reparto principal de la película

Para llevar a cabo los personajes de las diferentes historias que componen la película encontramos a los ya mencionados Javier Cámara, Raúl Arévalo y Carlos Areces como azafatos gays (TODOS) del vuelo, a Hugo Silva y Antonio de la Torre como los pilotos del avión, Lola Dueñas como una “sensitiva” que huele la muerte, Cecilia Roth en el papel de una famosa Dominatrix, Paz Vega, que podría haber aparecido o no, ya que su papel no representa absolutamente nada en la película, Blanca Suárez, a la que Pedro Almodóvar intenta convertir en la nueva “PE”, ah, y sin olvidarme por supuesto de dos actores casi desconocidos y que, si no recuerdo mal, no habían colaborado nunca con el director: Penélope Cruz y Antonio Banderas (sí, otra vez ellos), cuyo papel es casi tan insignificante como el del resto.

Hay poco más que merezca la pena destacar de esta película, ya que no tiene nada destacable. Es lo mismo que el director hace una y otra vez, pero que a la gente parece gustar. O eso, o hacen como yo y sólo van a ver la película para criticarla después.

Respecto a la banda sonora, creo que cambiando un par de compases, y otras tantas notas, es la misma que hemos escuchado una y otra vez en sus anteriores películas, un intento de hacer honor al “folclore” de este país.

“Los Amantes Pasajeros” cuenta con un guión que no termina de enganchar y que se vuelve cada vez más y más impredecible y excéntrico, de modo que sales de la sala sin saber muy bien el porqué del 80% de las cosas que ocurren en la película.

El vestuario corre a cargo del diseñador español David Delfín.

En definitiva, volvemos a ver lo mismo de siempre, un argumento que gira en torno a un mundo gay y trans-sexual que ya nos ha mostrado en las 18 películas anteriores a esta.

Lo mejor: la canción “I’m so excited”, pero sólo la canción.

Lo peor: el resto, reparto (exceptuando a Raúl Arévalo y Cecilia Roth), argumento, guión…

http://www.youtube.com/watch?v=vQbiAK_3HcE

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s